Coris gaimard - Aquariofilia.es

INTENTAR ADQUIRIR SOLO ESPECIES NACIDAS EN CAUTIVIDAD Y PROPORCIONARLES UN BIOTOPO LO MAS PARECIDO POSIBLE A SU HABITAT
Que buscas?
Counter
Counter
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Peces Marinos > C
Coris gaimard

Nombre común: Doncella Gaimard

Orden: Perciformes
Famil
ia: Labridae
Genero:
Coris
Referencia:
Cuvier, 1816

Difusión: Archipiélago Indoaustraliano y océano Pacífico.
Habitat:
Se puede encontrar en casi todos los arrecifes del Indo-Pacífico y la región de Hawai, y se extiende hasta el fondo en el Mar Rojo.
Longitud:
30 cm (en acuario, unos 20 cm).
Dimorfismo sexual: La librea de las hembras (son hermafroditas proteroginios) es bastante diferente de la de los machos adultos: la hembra presenta anchas bandas verticales blancas, orladas por franjas de color marrón oscuro, sobre fondo amarillo naranja en el macho sólo quedan pequeños puntos pardos sobre el fondo anaranjado.
Acuario:
500 Litros con un fondo arenoso con una cueva o grieta para dormir, o si se ve amenazada.
Parámetros fisicoquímicos:
Temperatura 25-28 °C; densidad 1022; pH 8,3.
Alimentación:
Se nutre de invertebrados que caza entre los corales y en la arena (pequeños crustáceos, gusanos, moluscos y equinodermos).
Mantenimiento:
No trate de mantener los Coris Red en coral triturado o sustrato similar, ya que tienen una tasa de supervivencia pobre en dichos sustratos. Cuando son muy pequeños, los Coris red están seguros con casi cualquier pescado que no se los coma, pero a medida que crecen, pueden llegar a ser destructivos. No se deben mantener con invertebrados.
Comportamiento: Los adultos llevan una vida solitaria en los arrecifes coralinos y las lagunas de los atolones. Los jóvenes viven en los prados de algas sobre fondos arenosos, son solitarios o forman grupos poco numerosos.


 
Advertimos que en algunos países, algunas especies pueden estar protegidas siendo ilegal su mantenimiento en cautividad. Recomendamos consultar la legislación propia de cada país al respecto. Además, la captura de animales de su hábitat natural, es un delito penado por la ley en la mayoría de los países y SIEMPRE es desfavorable para el futuro de la especie de la que se trate. El aficionado es el responsable último del uso que haga de la información facilitada en esta Web.
Regreso al contenido | Regreso al menu principal