Julidochromis ornatus - Aquariofilia.es

INTENTAR ADQUIRIR SOLO ESPECIES NACIDAS EN CAUTIVIDAD Y PROPORCIONARLES UN BIOTOPO LO MAS PARECIDO POSIBLE A SU HABITAT
Que buscas?
Counter
Counter
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Peces de Rio > J
Julidochromis ornatus

Nombre común: Julie Dorado (Julie golden), también Julie Ornatu o adornado
Orden: Perciformes
Familia:
Cichlidae
Genero:
Julidochromis
Referencia:
Boulenger , 1898
Biotopo:
Vive en exclusividad sobre litorales y sustratos rocosos.
Distribución:
Endémico del lago Tanganyika, existe variedades en distintas zonas geográficas como en Kalungwe, Kapamba, Mbity y Uvira.
Forma:
Cuerpo alargado, esbelto y muy ahusado con la cabeza puntiaguda, de boca pequeña oblicua y orientada hacia arriba, con aleta caudal en forma de abanico y una aleta anal bastante alargada.
Coloración:
Los ornatus salvajes difieren de los comercializados procedentes del lago debido a la selección realizada en cautividad. El tono de fondo varía entre el amarillo pálido o blanquecino y el amarillo oro, sobre el dorso tiene tres rayas longitudinales de color negro marrón, la primera en el lomo bajo la aleta dorsal, la segunda y tercera se distribuyen equidistantes entre la primera y el ecuador del pez.
Las aletas son amarillentas con ribetes oscuros en los bordes.
Tamaño:
Considerado como un cíclico enano su tamaño suele oscilar entre 7,5 y 9 cm aunque rara vez pasan de los 8 cm.
Diferencias sexuales:
No existe diformismo sexual en esta especie, parece ser que la hembra adulta es un poco más larga que el macho como norma general pero hay quien asegura lo contrario, los machos en estado adulto tienen la papila genital siempre a la vista, pero hasta que no lleguen a ese estado no podremos diferenciarlos de ese modo. La única forma de saber cual es el macho o la hembra es cuando forman pareja y frezan.
Temperatura:
De 23º a 26º centígrados
Agua:
Se recomiendan los siguientes parámetros: Acidez con un pH entre 7,7 y 9,0; dureza entre 10º y 20º dGH
Acuario:
Se le proporcionará una decoración rocosa, típica de estos lagos, que además le sirve para marcar límites territoriales, debe tener muchos escondrijos (troncos huecos, rocas formando cuevas, etc.) y un sustrato arenoso en el que pueda cavar.
Necesita acuarios de 80 litros mínimo para una sola pareja, si el acuario es de más de 150 litros puede compartir el tanque con otras especies, dandole preferencia a las del lago Tanganyika por los requisitos de mantenimiento.
Nada en aguas intermedias y cerca del fondo pero se puede proveer de algunas plantas fuertes (anubias, microsorum, vallisnerias…) con rocas en su base para protegerlas.
Alimentación:
La forma de su boca nos dice que se alimenta de las algas y pequeños crustáceos que arranca de las rocas en su habitad.
Como buen omnívoro, en cautividad se alimentará de todo lo que podamos ofrecerle, alimento vivo, tubifex o larvas de insectos, alimentos congelados, liofilizados, spirulina, escamas, aunque rehuye los palitos (stick) o los trozos demasiado grandes de comida, también acepta lechuga, espinacas escaldadas y papilla, etc.
Comportamiento:
Es un pez territorial que vive en pareja, generalmente es pacífico con los demás pero ataca con violencia a los miembros de su misma especie, vive en parejas o de forma solitaria. El centro de su territorio es una cueva o fisura que le proporciona seguridad. Si el acuario es de grandes dimensiones, en el que se puedan delimitar varios territorios, pueden convivir varios machos aunque no es recomendable debido a su agresividad entre congéneres incluidos el resto de especies de Julidochromis, lo recomendable es mantener una colonia ya que los padres toleran a los alevines mientras son pequeños y aunque no los defiendan directamente al mantenerse en las cercanías de la cueva se benefician de la territorialidad de sus progenitores.
Pueden convivir con cualquier especie del lago Tanganyika siempre y cuando sean de tamaño parecido y evitar mezclarlos con cíclidos grandes o predadores.
Reproducción:
Su reproducción no reviste demasiada dificultad e incluso llega a criar varias generaciones de alevines consecutivamente, las puestas varían desde 30 a 50 huevos en cada freza.
Para asegurarnos la reproducción, debemos tener unos parámetros lo más aproximados a estos:
Una temperatura del agua sobre los 25ºC, un pH sobre 8,0 y una dureza de 15º dGH.
La puesta se realiza fuera del alcance de la vista, en una cavidad o en una fisura y los huevos serán celosamente protegidos por los dos progenitores.
Los alevines en fase de natación libre tienden a quedar pegados a las rocas de la cueva por su zona ventral, se les debe alimentar con nauplios de Artemia.  


 
Advertimos que en algunos países, algunas especies pueden estar protegidas siendo ilegal su mantenimiento en cautividad. Recomendamos consultar la legislación propia de cada país al respecto. Además, la captura de animales de su hábitat natural, es un delito penado por la ley en la mayoría de los países y SIEMPRE es desfavorable para el futuro de la especie de la que se trate. El aficionado es el responsable último del uso que haga de la información facilitada en esta Web.
Regreso al contenido | Regreso al menu principal