Sagittaria subulata - Aquariofilia.es

INTENTAR ADQUIRIR SOLO ESPECIES NACIDAS EN CAUTIVIDAD Y PROPORCIONARLES UN BIOTOPO LO MAS PARECIDO POSIBLE A SU HABITAT
Que buscas?
Counter
Counter
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Plantas Acuaticas > S
Sagittaria subulata

Nombre comun: Césped del acuario
Orden: Alismatales
Familia: Alismataceae
Género: Sagittaria

Referencia: L. Buchenau
El género Sagitaria comprende a un grupo de más de 30 especies cuyas características principales son las de ser poco exigentes con las condiciones acuáticas y poseer una gran capacidad para la reproducción. Su pequeño tamaño hace que sean indicadas para cubrir las zonas delanteras del acuario sin competir con otras plantas. Se puede mantener de forma sumergida o anfibia. Cuando está sumergida las hojas son más estrecha y su reproducción es a través de estolones que van desarrollando hacías las zonas de mayor intensidad lumínica. Si mantenemos la forma anfibia con la base de la planta bajo el agua y las hojas aéreas, en algún terrario o terraza de estanque, se reproducirá a través de flores. Las Sagitarias producen flores hembras que producen semillas y flores macho para la fertilización. La Sagitaria Subulata presenta dos variedades bastante comunes en el comercio. S. Lorata (La variedad más grande de las 3 llegando a tener hojas de 90cm. Su forma y longitud hace que sea corriente confundirla con la Vallisneria Espiralis) y (Variedad con hojas largas de hasta 60 cm siendo la variedad más palustre de las 3).
Tamaño: La variedad Subulata presenta las hojas de menor tamaño llegando sólo hasta los 10 cm de longitud. La anchura de la hoja es aproximadamente de 7 mm.
Origen: Habita aguas profundas pudiendo ser encontrada totalmente sumergida o de forma anfibia con las hojas fuera del agua. Su origen es norteamaricano pero ha sido introducida con posterioridad en otros lugares tan dispares como localizaciones asiáticas, africanas y europeas.
Condiciones acuáticas: Se adapta a condiciones acuáticas muy diversas incluida la temperatura. A pesar de ello la planta muestra su plenitud en aguas ligeramente ácidas, de 6 a 7º de Ph, blandas a moderadamente duras hasta 15º Gh.
Mantenimiento: Aunque la especie puede ser mantenida en gran diversidad de condiciones posibles tolera mal los cambios. La temperatura ideal para su mantenimiento ronda los 25º C aunque puede ser mantenida sin problemas en el margen comprendido entre los 22 y los 27º.
Se deberá suministrar algún sustrato nutritivo a modo de abono antes de la plantación. Para realizar ésta correctamente se deberá tener la precaución de no dañar sus pequeñas raíces. El modo de plantado es similar a la Vallisneria. Tras el plantado se deberá tirar finamente de las hojas hasta liberar la base de estas por encima del nivel de sustrato. De lo contrario, al igual que si dañamos las raíces, la planta no progesará. Su rápido crecimiento supone que debamos planificar las zonas hacía las que se expandirá. Una iluminación adecuada conlleva que la planta cubra en poco tiempo el fondo del tanque arraigando incluso en los objetos decorativos. Los individuos que invadan zonas no adecuadas del tanque deben ser desplantadas para colocarse si fuera oportuno en la zona de plantado.
Para mantener la coloración verde de la planta, evitando que amarilleen y potenciar su desarrollo deberemos añadir periodicamente abono de hierro en gránulos en el sustrato.
Iluminación: Es imprescindible ofrecerle una iluminación intensa. De modo contrario ralentiza el crecimiento y su tamaño. Aunque la iluminación intensifica su desarrollo si se acompaña de las condiciones adecuadas las hojas de nuestras S. Subulata pueden verse invadidas por algas filamentosas o algas pincel. En estos casos cuando la invasión es leve podemos optar por retirar las hojas desde su base. En caso contrario deberemos pensar en introducir alguna especie de pez que se alimente de ellas o reducir la iluminación. Otro campo sería el controlar la cantidad de nitratos, fosfatos y silicatos presentes en el tanque.
Zona del acuario: Primer plano, dejando separaciones entre plantas de 4 o 5 cm.


 
Advertimos que en algunos países, algunas especies pueden estar protegidas siendo ilegal su mantenimiento en cautividad. Recomendamos consultar la legislación propia de cada país al respecto. Además, la captura de animales de su hábitat natural, es un delito penado por la ley en la mayoría de los países y SIEMPRE es desfavorable para el futuro de la especie de la que se trate. El aficionado es el responsable último del uso que haga de la información facilitada en esta Web.
Regreso al contenido | Regreso al menu principal